5 trucos para ahorrar si tienes perro

Tener un perro en casa es una experiencia fantástica pero también implica algunos gastos. Las mascotas también deben seguir una dieta sana, precisan cuidados veterinarios y necesitan juguetes. De hecho, se estima que en España los dueños de perros destinan entre 700 y 1.500 euros a sus mascotas, una cifra que varía en dependencia de la raza, el sexo y el pedigrí.

1. Planificar las visitas al veterinario y comprar online

La atención veterinaria es uno de los principales gastos en los que incurren los dueños de las mascotas, sobre todo cuando son cachorros o ancianos. Para equilibrar los gastos, lo más inteligente es distribuir esas visitas a lo largo del año. De hecho, puedes hacer coincidir las revisiones de rutina con las vacunas o la desparasitación. Tambien puedes adquirir todo aquello que necesitas para el cuidado y salud de tu perro, desde piensos, champus, medicinas como antiinflamatorios para perros, etc… Los veterinarios recomiendan que un animal sano acuda dos veces a la consulta, de esta forma se pueden prevenir enfermedades que afectarán su calidad de vida y representarán un gasto mayor a largo plazo.

2. Aprovechar los descuentos en los alimentos

Como media, podemos gastar unos 700 euros al año para alimentar a nuestra mascota, aunque si necesita alimentos especiales, la cuenta se puede duplicar con facilidad. Sin embargo, ¿sabías que adquirir los sacos grandes de alimentos para perros puede representar un ahorro de casi el 50%? También puedes aprovechar los descuentos, una opción muy conveniente en aquellos alimentos que no se echan a perder con facilidad. Además, puedes comenzar a comprar por Internet ya que las tiendas online para mascotas suelen ofrecer precios más económicos.

3. Confeccionar la ropa y los juguetes en casa

Los perros necesitan juguetes, pero a menudo estos tienen una vida muy corta. Por eso, una estrategia de ahorro consiste en fabricarlos en casa, solo es necesario tener un poco de destreza manual y cerciorarte de que los materiales que utilices no son dañinos para la mascota. También puedes elaborar los abrigos para el frío o los chubasqueros. Si no sabes coser, puedes comprar muchas de estas prendas en los mercadillos de segunda mano, donde tienen precios más económicos.

4. Hacer la peluquería en casa

La peluquería es otro de los costos que se añaden al cuidado de la mascota, y suele oscilar entre 25 y 40 euros por sesión. Sin embargo, puedes aprender a cortarle las uñas y el pelo, peinarle, bañarle y limpiarle los oídos en casa. No se trata de tareas tan sencillas como parecen a simple vista ya que corres el riesgo de hacerle daño a tu mascota pero existen cursos presenciales y online que te enseñarán cómo hacerlo y que, a la larga, representan un ahorro de tiempo y dinero.

5. Contratar un seguro

Los imprevistos suelen ocurrir y a menudo conllevan un desembolso considerable, por lo que un buen seguro para mascotas será la opción más económica a largo plazo. Solo tienes que cerciorarte de que la póliza te brinda las coberturas que realmente necesitas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies