Descargar Software gratuito y no morir en el intento

Descargar Software gratuito y no morir en el intento

475
0
Compartir

Cómo descargar software gratuito en Internet de forma segura

A todos nos gustan las cosas gratis, en especial en Internet donde se ha perpetuado la errónea idea de que no hay necesidad de pagar por nada. Afortunadamente son muchísimos los servicios y aplicaciones que podemos disfrutar sin pagar un centavo, a veces porque son abiertos, otras porque viven a base de mostrar publicidad, y otras porque simplemente tu eres el producto.

Cuando se trata de programas para Windows nos solemos encontrar con mucho software gratuito que es del tipo freeware, que no debe confundirse con software libre, pues se trata solo de una aplicación que es gratuita ya sea indefinidamente o por tiempo limitado, bajo ciertas condiciones de uso, y normalmente sin liberar el código fuente. El freeware es muy atractivo porque no cuesta nada, pero en muchas ocasiones el instalador esconde algunasorpresita con adware o spyware que está financiando a quien lo distribuye.

En otros casos, muy comunes, podemos encontrar programas gratuitos en páginas como SourceForge o CNET que se dedican a ofrecer descargas de todo tipo de aplicaciones gratuitas pero que contienen malware en los instaladores (ver caso GIMP). Seguro te ha pasado alguna vez: intentas descargar algún programa “gratis” desde una web de estas y terminas bajando un “gestor de descargas especial” para poder instalar el fulano software. Horas después ya tienes iconos raros en tu escritorio, el buscador de tu navegador se ha cambiado a alguna desgracia como “ask”, o ventanas emergentes con publicidad empiezan a llenarte la pantalla.

Resulta qué, descargar software gratuito en Internet de forma segura es más difícil de lo que parece, especialmente si no tienes años de experiencia y no sabes qué es la forma más sencilla de infectarse de virus y otras amenazas. Como en Hipertextual te queremos, te vamos a recomendar algunas de las soluciones más seguras que existen para bajarse aplicaciones gratuitas sin temor a abrirle la puerta de tu PC a monstruos de terror.

Chocolatey

descargar software gratuito

Esta es la solución más nerd de todas, pero es sumamente segura. En Hipertextual ya hablamos de Chocolatey, una fabulosa forma de instalar aplicaciones en Windows usando el simbolo del sistema o la PowerShell.

Chocolatey es un gestor de paquetes, como esos que se usan en Linux. El repositorio contiene más de 2500 paquetes con programas conocidos, no tan conocidos y escenciales que no deben faltarle a nadie. Se trata de un proyecto abierto y por lo tanto seguro. Solo necesitas instalarlo, y empezar a usar la terminal de Windows para ordenarle instalar cosas como VLC, GIMP, o Steam.

Ninite

descargar software gratuito

De Ninite les hablé hace ya casi dos años. Es uno de los servicios que uso en cada nueva instalación de Windows que hago, pues me facilita enormemente el proceso de descarga de todas las aplicaciones que uso normalmente.

Desde la web de Ninite puedes elegir todos los programas que quieras de la lista y el sitio te ofrecerá un instalador que se encargará de todo por ti. Va a descargar desde la fuente original cada aplicación y la va a instalar en tu PC sin que hagas nada. Ninite es seguro porque no incluye porquerías de adware en el instalador, y realiza las descargas desde la web oficial de cada desarrollador, además se mantiene actualizado constantemente y si quieres actualizar todos tus programas de una vez solo necesitas ejecutalo de nuevo cuando quieras.

La fuente original

C:UsersGabrielaPicturesdescargar software gratuito.png

Por supuesto, si no quieres recurrir a gestores de terceros como los mencionados anteriormente, siempre puedes ir directo a la fuente original de un programa, siempre que sepas lo que buscas no debería haber problema. El truco está en que si se trata de una aplicación muy popular, o lo opuesto: una muy fantasma; es posible que alguien se haya aprovechado de esto para crear una web falsa que dice ofrecer descargas de x aplicación, y en realidad se trata de un caballo de troya para entrar en tu PC.

Rara vez estas webs truchas sean el primer resultado en Google, pero ni en el todopoderoso buscador se puede confiar al 100%. Siempre puedes acudir a las redes sociales y buscar a la empresa, marca, o aplicación en Facebook, Twitter o hasta en Google+, y así darte una idea de donde ofrecen las descargas verdaderas.

Trackers privados

Por último una recomendación poco popular: no uses sitios de torrents tan alegremente. Si bien las redes P2P son una genial manera de comparit archivos de gran tamaño ahorrando ancho de banda y muchos grupos de desarrolladores ofrecen torrents de sus apps para que descargues, en muchos casos las personas que suben torrents al azar no tienen las mejores intenciones del mundo y aprovechan para incluir malware en las descargas.

Por otro lado, los trackers privados de torrents suelen ser más seguros ya que las comunidades son más pequeñas y exclusivas, sin embargo nada es seguro al 100%, y tampoco es fácil conseguir invitación a una de estas.

Finalmente, que puedas descargar algo gratis en Internet no quiere decir que sea gratis de verdad. Si no puedes pagar por algún programa, busca una alternativa libre antes de bajarte una versión pirata con un “crack o un keygen” de dudosa procedencia que no sabes que te va a meter en la PC. Y, si igual quieres correr el riesgo, luego no te quejes y culpes a Windows de todos tus males.

No hay comentarios

Deja un comentario